Términos Textiles para la ropa de bebé - Pekemio

Categorías

  

Compra Tarjetas Regalo

  

Glosario de Términos Textiles 

En Pekemío te hemos preparado una lista de términos relacionada con los productos textiles de bebé, para que te sirvan de guía a la hora de comprar y usar nuestros productos. Hemos ordenado los términos alfabéticamente para que puedas encontrarlos con facilidad. Puedes complementar esta información con nuestra Tabla de Tallas, y con nuestra Guía de Símbolos de Lavado de las prendas para bebés.

Glosario términos textiles
Si te resulta útil esta información puedes descargarte un archivo con todos los datos  Descarga el archivo

A

Arrullo: el arrullo es una prenda que puedes usar para el baño de tu bebé. Está compuesta por una parte exterior de tela de color o blanca y a la que generalmente se añaden estampados o bordados con tiernos motivos infantiles. La parte interior es de suave rizo blanco o de color para arrullar y secar a tu bebé después del baño. Es ideal para utilizar cuando vienen amigos o familiares para ver a tu pequeñín o pequeñina disfrutar de sus primeros baños, ya que es normalmente una prenda más elegante que las toallas.

B

Babero: el babero es la prenda por excelencia a la hora de dar de comer a tu pequeño o pequeña. Hay muchos tipos de babero, variando en tamaño y materiales utilizados. También varían según su utilidad. Por ejemplo cuando el bebé es muy pequeño, hay baberos de tela, que se utilizan para recoger sus babitas, sirviendo también a la hora de la comida. Estos baberos suelen ser redondos y pequeños. Los materiales más comunes de los que suelen estar hechos los baberos de bebé son variados. En primer lugar, tenemos el rizo que es un tejido 100% algodón. En segundo lugar, se utiliza el rizo plastificado que es un material que lleva rizo por la parte delantera y plástico por la parte trasera. Los dos materiales se adhieren por la técnica del termofijado, resultando en un único tejido. La presencia del plástico hace que la prenda sea impermeable y por tanto que tu bebé se ensucie menos. En tercer lugar, tenemos aquellos baberos que utilizan rizo para la parte delantera y plástico para la trasera, pero sin que estén unidos, y sin resultar en un único tejido. Se unen solo por el cosido de la prenda. En cuarto lugar, tenemos los baberos de bebé 100% realizados con plástico. Son baberos que no absorben, puesto que no hay tela, pero que se limpian fácilmente con un paño húmedo, con lo que quedan inmediatamente listos para el siguiente uso, sin pasar por la lavadora. En quinto lugar, tenemos los baberos realizados con tela de punto (como la de la mayoría de las camisetas) en dos capas para mejorar la absorción. Los tamaños de los baberos son también diversos. Los redondos son utilizados durante los primeros meses. Los rectangulares son los que más suelen abundar y se utilizan en diversos tamaños, habiéndolos hasta de 28x36 cm aproximadamente. También existen baberos con mangas para una total protección de la ropa de tu bebé y también hay baberos de formas y tamaños originales. El sistema de cierre puede ser de dos tipos. El tradicional, que es con cintas que se anudan a la parte posterior del cuello, y el velcro que resalta por su comodidad, pero que también es más caro. También existen baberos que tienen un orificio por el cuello que cede como el de una camiseta, de tal manera que introduces el babero por la cabeza de tu bebé.

Bajera: ver sábana bajera.

Batista: es una tela que se fabrica normalmente en algodón y que se utiliza en la fabricación de sábanas bajeras y encimeras de bebé y de adulto. Puede tener distintos grosores según el tipo de sábana, siendo para bebés de un grosor intermedio. Está realizado con máquinas que usan el sistema tradicional de trama y urdimbre de las telas. Estas se tejen con una combinación de hilos en horizontal (trama) y vertical (urdimbre).

Body: esta es otra de las prendas que utilizarás de forma habitual durante los primeros años de vida de tu bebé. Es una prenda interior, aunque también hay bodys de bebé que son ideales para que lo uses en sus paseos fuera de casa. El body se caracteriza por ser una prenda que cubre el cuerpo y los brazos del bebé. Hay bodys de manga larga, de manga corta y sin manga, para poderse utilizar tanto en verano como en invierno. La prenda cubre el cuerpo y los brazos del bebé, quedando descubiertas solo manos, cabeza y piernas en el caso de bodys de bebé de manga larga, o bien quedando descubiertos cabeza, brazos y piernas en el caso de peleles de manga corta o sin manga. Los cierres de la prenda suelen ser con corchetes o clips, aunque también los hay con cintas. La apertura del body para podérselo poner a tu bebé, puede estar en el hombro y por la entrepierna (body camiseta), solo por la entrepierna con el cuello con una forma especial para que le quepa la cabeza (body clásico), o por delante y por la entrepierna, cuando el body es de apertura por delante (body abierto). Este último caso es muy cómodo. Simplemente, desabrochas el body, lo pones extendido en el cambiador, colocas suavemente a tu bebé encima del body y a continuación abrochas los clips o anudas las cintas por delante. De esta manera casi no necesitas mover a tu pequeño o pequeña, como sucede en el resto de modelos para los que necesitas introducir el body por la cabeza. A cambio, tiene la desventaja de que hay que abrochar más corchetes o bien anudar varias cintas. Se suelen utilizar desde el nacimiento del bebé hasta los 2 ó 3 años a criterio cada mamá. Están hechos normalmente de tejido de punto 100% algodón.

Bolso: para las salidas fuera de casa con tu bebé es imprescindible que te proveas de un bolso que encaje con las necesidades del pequeño o pequeña y con tu estilo. Para ello, te aconsejamos que elijas entre una serie posibilidades. La primera son los bolsos de tela, que puedes coordinar con la sabanita del coche del bebé, con los mismos motivos y colorido. En segundo lugar, puedes selecciona un bolso de polipiel en colores lisos, siendo bolsos bastante resistentes y que se ensucian menos que los de tela. Y por último, puedes elegir un bolso de microfibra que son de un estilo más moderno y desenfadado. No olvides complementar tu bolso con un vestidor a juego.

C

Cambiador: véase vestidor.

Canastilla: esta palabra tiene varios usos. Por un lado, se suele llamar así al conjunto de prendas y otros elementos como pañales, etc, que es necesario llevarse al hospital en el momento de dar a luz al bebé. Por otro lado, también se suele denominar canastilla, a los regalos para el bebé que algunas empresas disponen en una canasta (o cesta más o menos grande). Los fabricantes, normalmente hablan de canastilla para denominar genéricamente a todos los complementos textiles para bebé, tales como edredones y protectores, sábanas, baberos, mantas, etc.

Capazo: ver coche.

Chichonera: ver protector.

Coche: también denominado carro o carrito. Se llama coche o cochecito de bebé al que se utiliza durante aproximadamente los primeros 8 ó 9 meses de vida (mientras el bebé no se pueda incorporar y/o gatear) para sacarlo a pasear. Los hay de múltiples colores y formas, aunque en general constan de estructura y capazo. La estructura suele ser metálica y el capazo es la parte donde tu bebé descansará. El capazo también se denomina cuco y se puede separar de la carrocería para colocarlo en los asientos del coche debidamente asegurado, mientras que la estructura viaja en el maletero. Por eso, encontrarás en el mercado sábanas para coche, capazo o cuco indistintamente, y todas sirven para el capazo del cochecito. El capazo también tiene una capota para proteger al bebé del sol y suelen disponer también de otros complementos que se venden conjuntamente o a parte (como el plástico impermeable y trasparente para los días de lluvia). Hoy día hay coches que incorporan también la posibilidad de, con la misma estructura, convertirse en una silla de paseo. Esta se utiliza para sacar a pasear a tu bebé cuando ya sea capaz de incorporarse y/o gatear, momento en que el capazo ya no es adecuado por el peligro de caída.

Colcha: hay colchas para cuna, minicuna, y capazo. Se venden sueltas, aunque también pueden ir junto con el artículo principal, como en el caso de minicunas, y capazos, haciendo juego con el diseño general del artículo al que acompañen. La colcha es una prenda acolchada, que puede ser desenfundable o no, dependiendo del modelo y del fabricante. En el caso de las colchas de cuna, suele constar de una parte central acolchada y unos volantes que cuelgan por la parte izquierda y derecha de la cuna, y también por la parte situada en el pie de la cuna. Están hechas de tela por la parte anterior y posterior de diversa composición y tienen un relleno, que puede ser de varios tipos. Hay 2 tamaños principales de colcha, según los dos tamaños de cuna que se venden mayoritariamente. Estos son: 60x120 cm y 70x140 cm. La colcha de cuna se complementa con un protector de cuna.

Cuco: ver coche.

D

Díptico: es un conjunto de 2 prendas que se venden juntas. Por ejemplo, podría decirse “Díptico de cuna” como descripción del conjunto de; sábana encimera y funda de almohada.

E

Edredón: el edredón que utilizarás para tu bebé es similar al de las camas para mayores. Se le llama también funda nórdica, aunque realmente el edredón se compone de funda y relleno. A la funda es a la que se le llama funda nórdica por su especial utilización en los países nórdicos. La funda puede ser lisa o con distintos tipos de adorno bordados o estampados. Tiene la ventaja de que en primavera se puede quitar el relleno y usar la funda solamente. Es conveniente que utilices el edredón con una sábana encimera, ya que el edredón es más difícil de lavar por su tamaño y de esta manera se cambia sólo la sábana y se puede seguir utilizando el edredón. El edredón suele ir en combinación con el protector, y se diferencia de la colcha en que esta solo tiene relleno en la parte que coincide con la medida del colchón, siendo volantes el resto que cae por los lados. El edredón es igual en toda su superficie sin volantes. Hoy en día es más utilizado que la colcha. El relleno puede ser sintético o natural de pluma o plumón. Para los bebés es más recomendable el sintético, ya que la pluma o el plumón pueden causar diversos problemas al bebé.

Encimera: ver sábana encimera.

F

Faldón: es una especie de falda que va ceñida por la cintura con cintas o con velcro, y cubrirá a tu bebé hasta los pies o incluso hasta más abajo. Hay faldones de vestir y faldones más de un uso diario. Los primeros se utilizan para los bautizos u ocasiones especiales y suelen estar hechos de tela 100% algodón con multitud de cintas, encajes y otros adornos. Los de uso diario también pueden ser de tela sin tantos adornos o bien de tejido de punto 100% algodón, y suelen utilizarse para salir de casa cuando el bebé aun no anda ni gatea.

Fruncido: el fruncido es una técnica que permite dar mayor vuelo a las prendas del bebé en su parte inferior. Esto se consigue doblando la tela verticalmente y cosiéndola doblada a otra en horizontal. Esto hace que la parte de arriba de la prenda tenga menor longitud que la resultante en la parte inferior de la misma. También crea un efecto de ondas en la parte inferior de la prenda.

Funda nórdica: ver edredón.

G

Gorrito: puedes utilizarlo desde el nacimiento de tu pequeñín o pequeñina, y se utiliza para abrigar al bebé en sus primeros días y meses de vida. En este caso, será de tejido de punto, normalmente 100% algodón. También es una prenda que se utiliza para abrigar al bebé en invierno en sus salidas de casa. En este caso también puede ser de tejido de punto o bien de punto tricot, de algodón o lana.

I

Interlock: es un tejido de punto circular con una determinada estructura y que se suele utilizar para realizar tejidos algo más tupidos y de mayor peso que el jersey, utilizándose mayoritariamente en prendas de invierno. Normalmente la composición de este tejido es 100% algodón. Se utiliza en camisetas, bodys, peleles, etc. El punto circular recibe este nombre por las máquinas que lo tejen, que actúan con un movimiento circular y le dan forma al tejido con una estructura basada en bucles que permite una cierta elasticidad. Difiere del sistema tradicional de trama y urdimbre de las telas. Estas carecen de elasticidad puesto que se tejen con una combinación de hilos en horizontal (trama) y vertical (urdimbre) careciendo de los bucles del tejido de punto circular.

J

Jaretón: es una pieza de tela que se cose en horizontal en distintos tipos de prenda contrastando con el resto de la misma en color y en ocasiones también en el tipo de tejido. Se usa mucho en sábanas, en el extremo visible de las mismas una vez colocadas en la cuna, minicuna o coche. Se suele usar para contrastar con el color habitualmente blanco o crudo de las mismas.

Jersey: es un tejido de punto circular con una determinada estructura y que se suele utilizar para realizar tejidos ligeros para las prendas de verano. Normalmente la composición de este tejido es 100% algodón. Se utiliza en camisetas, bodys, peleles, etc. El punto circular recibe este nombre por las máquinas que lo tejen, que actúan con un movimiento circular y le dan forma al tejido con una estructura basada en bucles que permite una cierta elasticidad. Difiere del sistema tradicional de trama y urdimbre de las telas. Estas carecen de elasticidad puesto que se tejen con una combinación de hilos en horizontal (trama) y vertical (urdimbre) careciendo de los bucles del tejido de punto circular.

Jubón: es una prenda de tela parecida a una camisa, pero más amplia, como un blusón. Va cruzada y se anuda con una cinta por la parte delantera. Puede ser tanto de manga corta como larga, aunque normalmente es de manga larga. Puede estar hecha de tela 100% algodón o de punto tricot 100% algodón o combinado con lana. Normalmente se utiliza para salir de casa combinada con una ranita o con una polaina.

M

Manopla: es una prenda que se coloca en ambas manos del bebé y que se utiliza en los primeros meses de vida para que no se haga heridas en la cara y la cabeza con las uñas.

Minicuna: la minicuna es uno de los elementos más útiles durante los primeros meses de vida de tu bebé. Es una cuna pequeña con una variedad de formas muy amplia, aunque la más habitual es de forma rectangular. Las ventajas que encontrarás con la minicuna son su movilidad y su pequeño tamaño. La movilidad se la da el hecho de disponer de ruedas y también el no ser más ancha que la mayoría de las puertas de la casa, de tal forma que podrás trasladarla a cualquier habitación con total comodidad. La mayoría de las mamás montan una habitación para el bebé con la cuna, los muebles, etc, y ponen la minicuna en su habitación durante los primeros meses, para vigilar mejor al pequeñín o pequeñina. La minicuna también tiene la ventaja de ser mucho más bajita que la cuna, de forma que podrás dejar a tu bebé en ella con mayor facilidad, además de que estará a tu altura cuando duermas con él o ella al lado. La minicuna se suele vender con el colchón incluido. Sólo debes utilizar la minicuna hasta que tu bebé se pueda incorporar y/o gatear (en torno a los 8/9 meses de edad). En este punto el bebé puede caerse de la minicuna, por lo que habrá llegado el momento de utilizar únicamente la cuna.

P

Peucos: son las prendas que se ponen en los pies del bebé a modo de calzado cuando todavía no andan. Suele ser una prenda que abriga y/o viste al bebé. Están hechos de punto tricot, de tela, de tejido de punto, etc.

Pelele: esta prenda es de las más utilizadas actualmente por las mamás. Lo puedes utilizar como pijama, aunque hay algunos peleles que por su diseño puedes también usarlos para salir a la calle. Hay peleles de manga larga, de manga corta y sin manga, para poder utilizarse tanto en verano como en invierno. La prenda cubre del cuello a los pies al bebé, quedando descubiertas solo manos y cabeza en el caso de peleles de bebé de manga larga, o bien cabeza, brazos y piernas en el caso de peleles de manga corta o sin manga. En el caso del pelele de bebé de manga larga, este consta de dos mangas y dos camales terminados con la forma del pie del bebé, aunque de forma menos habitual, también hay peleles sin pies, es decir, cuyos camales no cubren los pies. Los cierres de la prenda suelen ser con corchetes o clips. La apertura del pelele para poder ponerselo a tu bebé, puede estar en el hombro, por delante o por detrás con una tira de corchetes en el centro, de arriba a abajo, o bien con apertura por la entrepierna para facilitar el cambiado del pañal. Se suelen utilizar desde el nacimiento del bebé hasta los 2 ó 3 años a criterio de las mamás. Están hechos de tejido tundosado (terciopelo) o tejido de punto 100% algodón. Algunos peleles de manga larga incorporan dibujos de goma en la base de los pies para que los niños que ya andan puedan caminar con ellos dentro de casa sin resbalarse. También hay peleles de manga larga con pies y sin pies acolchados para esos días de mucho frío.

Polaina: es una prenda que cubre al bebé de los pies hasta la cintura. Consta de dos camales, como un pantalón, pero ajustados, y también cubre los piés con la forma de los mismos. Normalmente está hecha de tejido de punto y su composición suele ser 100% algodón aunque también se realiza con punto tricot, y en este caso puede ser de lana, o algodón. Puedes utilizarlo tanto para dormir combinada con una camisetita, como para salir combinada con camiseta, blusón o jubón.

Protector: también llamado chichonera. Se utiliza en las cunas para proteger al bebé de golpes con los barrotes o los cabezales de las mismas. Estan hechos de tela por la parte anterior y posterior de diversa composición y tienen un relleno, que puede ser de varios tipos. Se ata a la cuna con cintas. Hay protectores que protegen media cuna (cabecera y mitad de los laterales) y otros que protegen todo el perímetro de la misma. Existen protectores que sirven para los dos tamaños más habituales de cuna (60x120 cm y 70x 140 cm). Este caso lo encontrarás frecuentemente cuando compres un protector básico que no va a juego con la colcha o el edredón de la cuna. También hay protectores que tienen el tamaño exacto de la cuna a la que va destinado. Este caso lo encontrarás sobre todo cuando compres el protector a juego con el edredón o la colcha de cuna.

R

Ranita: es una especie de calzón para los bebés. Es amplia puesto que se suele poner encima del pañal. Se ajusta por debajo a las piernecitas del bebé y no tiene camales. Normalmente está hecha de tejido de punto o tela y su composición suele ser 100% algodón. También puede estar realizada con tundosado (terciopelo). Puedes utilizar la ranita en combinación con una camiseta interior para dormir en verano, o con un jubón o una camiseta para salir a dar un paseo.

Rizo: es una tela que forma bucles a ambas partes, lo que le confiere una capacidad alta de absorción. Por ello el rizo es utilizado en la fabricación de prendas para el baño, como toallas, albornoces o arrullos. Suele fabricarse en 100% algodón.

S

Sábana bajera: al igual que para las camas de adultos la sábana bajera, o bajera a secas, es aquella que cubre el colchón. Actualmente las sábanas bajeras suelen ser ajustables con gomas en las esquinas que la adaptan perfectamente al colchón. Sin embargo, también se pueden encontrar no ajustables a un precio más económico. Encontrarás bajeras de cuna, de minicuna o de coche y capazo (cuco). Las sábanas bajeras de cuna, normalmente las puedes comprar en los dos tamaños más habituales de cuna. Estos son; 60x120 cm y 70x140 cm. En España el más utilizado sigue siendo el tamaño de 60x120. Las sábanas bajeras suelen ser 100% algodón, aunque también puedes encontrar bajeras fabricadas con tejidos que llevan una mezcla de algodón y poliester. Estas últimas tienen la ventaja de que te será mucho más fácil plancharlas porque hacen menos arrugas al lavarlas, y también se deterioran menos. Además la mezcla de algodón y poliester es más económica que la opción de 100% algodón. Sin embargo, el algodón 100% tiene la ventaja de ser más natural, y actualmente es la opción preferida por la mayoría de madres. La sábana bajera puedes comprarla suelta o con la sábana encimera y la funda de almohada a juego.

Sábana encimera: al igual que para las camas de adultos la sábana encimera es aquella que tapa al bebé. Puedes encontrarlas de cuna, de minicuna o de coche y capazo (cuco). Las sábanas de cuna, normalmente las puedes comprar en los dos tamaños más habituales de cuna. Estos son; 60x120 cm y 70x140 cm. En España el más utilizado sigue siendo el tamaño de 60x120. Las sábanas encimeras suelen ser 100% algodón, aunque también las puedes encontrar en una mezcla de algodón y poliester. Estas últimas tienen la ventaja de que te será mucho más fácil plancharlas porque hacen menos arrugas al lavarlas y también se deterioran menos. Además la mezcla de algodón y poliester es más económica que la opción de 100% algodón. Sin embargo, el algodón 100% tiene la ventaja de que es más natural, y actualmente es la opción preferida por la mayoría de mamás. La sábana encimera se vende junto con su correspondiente funda de almohada a juego. Puede venir acompañada también de una sábana bajera.

Saco coche: es lo mismo que el saco de dormir rectangular pero mejor adaptado al tamaño del cochecito de tu bebé. Es especialmente útil para salidas fuera de casa.

Saco de dormir: sirve para abrigar a tu bebé en invierno y su utilidad es que el bebé no se pueda destapar, ya que cubre al bebé hasta la cabeza y se cierra con una cremallera. Es una prenda fabricada con dos capas de tejido normalmente compuesto por un 100% de algodón y entremedias lleva un relleno que proporciona abrigo a tu bebé. Podrás encontrar esta prenda con distintas formas. La hay rectangular, parecido al saco de dormir normalmente utilizado en acampadas, siendo anchas y permitiendo que el bebé tenga los brazos debajo del saco o los pueda sacar por encima, tal y como podemos hacer en una cama con las sábanas. También hay sacos que dejan libres los bracitos y la cabeza del bebé, cubriendo el resto del cuerpo. Y por último también hay sacos que tienen mangas para que el bebé tenga más libertad de movimientos con los brazos, pero estando a la vez abrigado. En este último caso, solo tendrá sin cubrir la cabeza y las manos. Esta prenda la puedes usar en la cuna, aunque también en el coche o en el capazo.

Silla auto: la silla auto es la que deberás sentar a tu bebé cuando sea capaz de incorporarse y sentarse (en torno a los 8/9 meses de edad) para los viajes en coche. La silla auto se asegura al asiento del vehículo y hay que ir cambiándola según tu hijo o hija vaya creciendo. Dispone, por supuesto de un cinturón especial para que tu bebé viaje protegido. Hasta que el bebé no se pueda incorporar y sentar, deberás utilizar el capazo del cochecito de bebé para los desplazamientos en coche. Este también se asegura al vehículo, para que tu pequeñín o pequeñina viajen con total seguridad.

Silla de paseo: se utiliza para sacar a pasear a tu bebé cuando ya sea capaz de incorporarse y/o gatear (en torno a los 8/9 meses de edad), momento en que el capazo ya no es adecuado por el peligro de caída. Las podrás comprar en distintos tamaños según la edad de tu hijo o hija.

T

Toalla: puedes comprar varios tipos distintos de toallas para tu bebé. Todas ellas se fabrican con rizo compuesto 100% por algodón para que tengas la máxima suavidad y seguridad para tu pequeñín o pequeñina. El primer tipo es la toalla capa, que es una toalla con capucha. El segundo tipo es la toalla cuadrante, es decir aquella que carece de capucha. La capucha te facilitará el secado de tu bebé al salir de la bañera, pero no es imprescindible.

Tríptico: es un conjunto de tres prendas que se venden juntas. Se utiliza mucho la expresión “Tríptico de cuna” como descripción del conjunto de; sábana encimera, sábana bajera, y funda de almohada.

Tundosado: es un tejido similar al terciopelo y está formado por una base de poliester (aproximadamente un 5%) y algodón a un 95%. La base de poliester (más fuerte que el algodón) es necesaria para proporcionar soporte a los hilos de algodón. El tundosado es suave por ambos lados y tiene un grosor bastante mayor que otros tejidos de algodón, lo que le da la ventaja de abrigar mucho, y por tanto sirve como tejido de invierno para diversas prendas como peleles, gorritos, etc. Se fabrica tejiendo bucles de algodón a ambos lados de la base de poliester (es un procedimiento parecido al rizo) y luego cortando la parte superior de los bucles con una máquina especial, para darle ese tacto suave que le caracteriza.

V

Vestidor: para las salidas fuera de casa con tu pequeño o pequeña necesitarás comprar un vestidor, también llamado cambiador. Esta prenda se vende normalmente a juego con el bolso y cumple una función fundamental, ya que es la prenda sobre a que tenderás a tu bebé para poder cambiarle el pañal fuera de casa. Esta formada por una capa de tela y otra capa de material impermeable. El vestidor se dobla y queda del tamaño de un bolsito de mano. Tiene unas cintas que al desatarlas posibilitan desdoblar la prenda de tal manera que la tela queda debajo y la parte impermeable hacia arriba. Luego no tienes más que depositar a tu bebé encima y cambiarle el pañal. Si ensucias el cambiador, como está por la parte impermeable lo puedes limpiar fácilmente con una toallita humeda, de forma que el vestidor queda listo para volver a usar.